Prismáticas - Carmen Leñero - E-Book

Prismáticas E-Book

Carmen Leñero

0,0

Beschreibung

Todo cabe en este libro de palabras saltarinas: fantasía, realidad; paisajes cambiantes, cosas animadas e imágenes asombrosas. Historias de infancia risueñas y, a ratos, nostálgicas. Aquí el mundo puede ser como quieras; basta con verlo desde distintos ángulos y sumergirse en sus colores. Un acercamiento a la poesía desde una mirada lúdica y sensitiva.

Sie lesen das E-Book in den Legimi-Apps auf:

Android
iOS
von Legimi
zertifizierten E-Readern

Seitenzahl: 31

Das E-Book (TTS) können Sie hören im Abo „Legimi Premium” in Legimi-Apps auf:

Android
iOS
Bewertungen
0,0
0
0
0
0
0



Leñero, Carmen

Prismáticas / Carmen Leñero ; ilustraciones de Salvador Jaramillo. – México : SM, 2021 Primera edición digital – Poesía e Infancia

ISBN : 978-607-24-4306-8

1. Poesía mexicana 2. Infancia – Literatura infantil.

Dewey M863.1 L46

Para Iñaki y Eloísa,

To Sawyer and Finn

C. L.

Para mi pequeña Lulú

S. J.

Prismáticas, trismáticas, cromáticas,cristal de sal, las cosasantes de ser de una manerao de otra.

Anímicas, neumáticas, simpáticas,tres caras se superponencuando las miras, las respiras,les pones nombre.

Rimáticas, atómicas, fantásticas,galaxias de electronesjugando a Los encantadoso a que se esconden.

Lunáticas, somáticas, oníricas,criaturas que cuajan en un sueñoy en una pesadillase diluyen.

Una tela de araña es nuestro mundocon hilos de plata muy aguda.

Cada cosa “son” tres:la que imaginas,la que te cuentany la que ves.

Alguien ve caer la lluvia;tú, patitos de cristal,golpeando como bemolessobre la acera de enfrente.

La pelota es un planeta;tu sábana, una cueva,y esa sombra en la paredes tu gemelo nocturno.

Sobre el muro, de cabeza,ves que los muebles flotancomo pegados al techo,burlando la gravedad.

¿De veras serán pamplinaslo que imaginas que viste?

“Mira bien, ¡mira!”, te insisten,pero tú ya viste el triple.

Cada cosa con que topastiene cara de pregunta;primero la duda es poca,pero luego se descoca.

Te dicen cómo se llama,mas no te dicen qué es.Tú le pones un apodopara “entenderte” con ella.

Los nombres son un disfrazcon que las cosas se vistenpara actuar en su teatrode pantomimas y sombras.

Los nombres son etiquetas,fórmulas huecas, enigmasque impiden que se enloquezcanlas cosas solas y quietas.

Usan máscara las gentesy se esconden tras su nombre;tú míralas a los ojos,y pillarás quiénes son.

Adivinas lo que giraen sus mentes aturdidasy las ves haciendo cosasque ni ellas mismas comprenden.

Nunca pude convencermeque el mundo y las cosas fuerantal y como te lo dicen,ni una misma cosa siempre.

Me gustaba imaginarque serían ligeras, de humo,transitorias y moldeables,de gel o de mantequilla.

Un mosco no es uno solo;pareciera que son tres:

¡pues cómo rezumba y suenaa la vez, por todas partes!

También el silencio zumba—magnética bruma—: antenaque tú ahuyentas con la manocomo a una avispa en la oreja.

Levantaste un rascacieloscon cajas de la bodega,y con esferas de espumatodo un sistema solar.

De noche las cosas crujenpor evitar entumirse.A ti, claro, te perturbay tiemblas: “¿Quién anda ahí?”.

De mañana se replieganen su materia dormida,

donde sueñan que son libres:delfines o colibríes,

y sienten que están muy vivas,rodeándote y que palpitan.Las hiere que las ignoresy desearían que las mimes.

Una ventana es un ojopor donde el mundo te mira.Un espejo es la ventanacon todo un mundo detrás.

Seguro tienes tres ojos:dos que son como linternas,y un tercero que investigalo que no se deja ver.

Los hoyos que descubristeen la esponja de las cosasforman túneles de aireen que tu mente deambula.

Cualquier objeto es un prisma,un cristal opaco, un dije,que hace guiños o enmudeceal capricho de la luz.

Cada cosa “son” tres:la que te gusta,la que te asusta,la que no ves.

Eso sí:cada cosa es una solapara mi amiga Sabina.Una cuchara y un árbolson sólo cuchara y árbol,nada más y nada menos.Siempre igual, como Tía-Tere,