Minificciones desde el encierro - Autores Varios - E-Book

Minificciones desde el encierro E-Book

Autores varios

0,0

Beschreibung

Repentinamente, en marzo de 2020 nos colmamos de incertidumbre, fatalismo y esperanza. Como si alguien más hubiera escrito justo lo que temíamos, sentíamos o imaginábamos con locura, de pronto notamos que el mundo ya giraba diferente y que habría de resguardarse en casa: el enemigo invisible extendía su alcance y su rastro. Esas lejanas, peliculescas distopías se volvieron la inquietante realidad. Como algo había que hacer con ella para preservar unas pizcas de cordura, la convertimos en un concurso literario. Minificciones desde el encierro antologa los cincuenta microrrelatos ganadores de esa convocatoria, lanzada apenas unos días después del inicio de la cuarentena que nos tomó a todos incrédulos pero también creativos. Nunca sabremos si los autores habrían escrito otras historias ya habituados al confinamiento, lo que sí es seguro es que estos magníficos textos —junto con algunos más de plumas consagradas— son un testimonio de la forma en que afrontamos, desde el ingenio verbal, la crisis sanitaria causada por el COVID-19.

Sie lesen das E-Book in den Legimi-Apps auf:

Android
iOS
von Legimi
zertifizierten E-Readern

Seitenzahl: 97

Das E-Book (TTS) können Sie hören im Abo „Legimi Premium” in Legimi-Apps auf:

Android
iOS
Bewertungen
0,0
0
0
0
0
0



Ricardo Villanueva Lomelí

Rectoría General

Héctor Raúl Solís Gadea

Vicerrectoría Ejecutiva

Guillermo Arturo Gómez Mata

Secretaría General

Luis Gustavo Padilla Montes

Rectoría del Centro Universitario de Ciencias Económico Administrativas

Missael Robles Robles

Coordinación del Corporativo de Empresas Universitarias

Sayri Karp Mitastein

Dirección de la Editorial

Primera edición, 2020

Coordinación del concursoy cuidado editorial

Carmina Nahuatlato Frías

Juan Felipe Cobián

Jurado

Paola Guadalupe Sandoval Ramírez

Irma Cecilia Eudave Robles

Natalia Concepción Betzabé López Madrueño

Coordinación editorial

Iliana Ávalos González

Jefatura de diseño

Paola Vázquez Murillo

Diseño de portada

Iordan Montes

Diseño de interiores

Paola Vázquez Murillo

Ilustraciones

Elena Guadalupe Guerrero Castro

Presentación

Sayri Karp Mitastein

D.R. © 2020, Universidad de Guadalajara

José Bonifacio Andrada 2679

Colonia Lomas de Guevara

44657 Guadalajara, Jalisco

www.editorial.udg.mx

01 800 UDG LIBRO

ISBN 978-607-547-934-7

Noviembre de 2020

Hecho en México

Made in Mexico

Se prohíbe la reproducción, el registro o la transmisión parcial o total de esta obra por cualquier sistema de recuperación de información, existente o por existir, sin el permiso previo por escrito del titular de los derechos correspondientes.

Textos

© Ana María Schoua, Luis Efraím Blanco Salazar, Felipe Garrido Reyes, Mauricio Alberto Martínez Chimal, Martha Elizabeth Cerda González, José María Sánchez Mendoza, Carlos Norberto Castellón Chaparro, Itza Ximena Solís Robles, Gilberto Eduardo Moreno Díaz, Karla Elizabeth Esquivias López, Leonardo García Lozano, Lorena Gabriela Mora Casas, Perla Cristal Hermosillo Núñez, María Cristina Gutiérrez Martínez, Juana María López Zepahua, Marisol Ulloa Ortiz, Héctor Daniel Olivera Campos, Valeria Rodríguez Luna, Stella Maris Bellone, José Alberto Álvarez Moreno, Francisco Antonio León Cuervo, Fernando Iwasaki Cauti, Solange Pamela Rodríguez Pappe, Ana Pellicer Vázquez, Ricardo Ernesto Sumalavia Chávez, Patricia Esteban Erlés, Karla Gabriela Barajas Ramos, Edgar Núñez Jiménez, Fernando Sánchez Clelo, Alba Darinka Rodríguez Lozano, Jennifer Guzmán Espinoza, Diego Covarrubias Quintana, Alan Issaí Argüello Palomares, Oswaldo Estrada, Melanie Isabel Taylor Herrera, Daniela Castillo Gómez, Samantha Ivana Lamas Ramírez, Yonnier Torres Rodríguez, Camilo Andrés Montecinos Guerra, Luis Rico Chávez, Marcelo Arnaldo Felipe Medone, Diego Jesé Sedano Paz, Iván Ramírez López, Mustapha Handar, Patricia Martín Rivas, Sergio Guillermo Figueroa Buenrostro, Patricia Elena Rivas Morales, María Dina Grijalva Monteverde, Ana Patricia Carrillo Padilla, Luis Carlos Velázquez Cortés, Alberto Antonio Sánchez Argüello, Willan Valdemar Castillo Briceño, Jesús Guerra Medina, Sara Magos Gómez, Marina Cabrera Hernández, Adriana Azucena Rodríguez Torres, Inés Martínez Cárdenas, Agustín Emmanuel Espinosa Bataz, Karen Alejandra Ríos Villegas, Paulo César Verdín Padilla, Anel Roxana Zavala Rodríguez, Jania Naomi Godínez Goytia, Soledad Jazmín Flores Lorenzo, Melissa Cordero Novo, Carlos Suárez González

Minificciones desde el encierro / Ana María Schoua … [et al.]; presentación Sayri Karp. -- 1a ed. – Guadalajara, Jalisco: Universidad de Guadalajara: Editorial Universidad de Guadalajara, 2020.

112 páginas: il.

ISBN 978-607-547-934-7

1. Microrrelatos 2. Cuentos – Siglo XXI I. Schoua, Ana María, autor II. Karp Mitastein, Sayri, presentación

863.409 .M66 DD21

PQ7798.12 .R44 .M66 LC

FYB Thema

Índice

Presentación13

Sayri Karp

Antes de todo15

paola sandoval

Antes17

Ana María Shua

Un jardín del edén18

Efraím Blanco

Claudina 19

Felipe Garrido

Samuel y Samuel20

Alberto Chimal

Monólogo de la abuela22

Martha Cerda

Apocalipsis23

José Sánchez

Parálisis24

Carlos N. Castellón

(In)Afortunados25

Itza Ximena Solís

Lay de cuarentena26

Gilberto Moreno

Encuentro27

Karla Elizabeth Esquivias López

El rey de todo el mundo28

Leonardo García Lozano

Cuarentena carmesí29

Gabriela Mora

Cambio de oficio30

Perla C. Hermosillo

Paramaria31

Cristina Gutiérrez Mar

La de malas32

J. María López

Desprotegidas33

Marisol Ulloa

Las bofetadas se dan sin manos34

Héctor Daniel Olivera

Sofí36

Valeria Rodríguez Luna

Mientras pase el temblor37

Stella Maris Bellone

Castigo38

José Alberto Álvarez Moreno

Palabra de dios39

Francisco Antonio León Cuervo

A puerta cerrada41

Cecilia eudave

Confinamiento 43

Fernando Iwasaki

Intramuros44

Solange Rodríguez Pappe

Memoria de lo suspendido45

Ana Pellicer

Sueño 4747

Ricardo Sumalavia

Fábula48

Patricia Esteban Erlés

Cuarentena 49

Karla Barajas

Del por qué se pierden los pares de calcetas en las casas50

Edgar Núñez Jiménez

El sueño del laberinto (mini-obra en un acto)51

Fernando Sánchez Clelo

Bárbara53

Alba Darinka Rodríguez Lozano

Caldo de menudencias54

Jennifer Guzmán Espinoza

Catarsis55

Diego Covarrubias Quintana

Diría que somos felices56

Alan Argüello

Cortocircuito57

Oswaldo Estrada

Los cuarentinos58

Melanie Taylor

Larga distancia59

Daniela Castillo

Cuarentena 60

Samantha Lamariz

En la soledad del cuarto61

Yonnier Torres

Sobrevivir62

Camilo Montecinos

Compás63

Luis Rico Chávez

Conversaciones con Julita64

Marcelo Medone

Mi pequeño Edén65

Diego Sedano

Anuncios clasificados66

Iván Ramírez López

¿Libres otra vez?69

natalia madrueño

La vida es sueño71

Mustapha Handar

Dos mil treinta y cinco73

Patricia Martín Rivas

Nueva anormalidad74

Sergio Figueroa

Sucesos-1975

Patricia Rivas M.

Primavera 202176

Dina Grijalva

Gracias, Hollywood77

Patricia Carrillo

Una tumba78

Carlos Cortés

La paz de los sepulcros79

Alberto Sánchez ArgÜello

Extinción terrícola80

Willan Castillo Briceño

Buena madre81

Jesús Guerra Medina

El encierro82

Sara Magos Gómez

Paz83

Marina Cabrera

Fábula del porvenir84

Adriana Azucena Rodríguez

Detenidos85

Inés Von Hurten

El fin del virus86

Agustín E. Bataz

Visitante87

Karen Ríos

Susana88

Paulo Verdín

Los confinados89

Anel Zavala Rodríguez

El pájaro90

Jania Godínez

40 días o 100 años de soledad91

Soledad Flores

La piedra92

Melissa C. Novo

Silencio coagulado93

Carlos Suárez

Autores95

Jurado97

Invitados 99

Ganadores103

Presentación

Sayri Karp

La convocatoria literaria Minificciones desde el encierro 2020se concibió como un espacio de creación en libertad pese al confinamiento. El resultado superó por mucho nuestras expectativas y nos animó a crear un libro distinto a los que habíamos hecho.

Aunque las pandemias han existido siempre, los escenarios que hemos vi-vido han representado un gran reto. Esta crisis social y sanitaria por el covid-19 nos tomó incrédulos, pero también creativos: escritores de todas las latitudes, de muy variada trayectoria, y los escritores que lo eran por primera vez, enviaron sus propuestas. Recibimos más de seiscientas minificciones, y semana a semana cientos y cientos de lectores siguieron las rondas de publicación en nuestras redes sociales de los textos que pasaron a la primera fase del concurso. Luego siguieron bastantes horas de minuciosa lectura para que el jurado deliberara qué historias aparecerían en este libro, que poco a poco pedía ser más que la antolo-gía de los ganadores. Decidimos invitar a la ilustradora Elena Guerrero, porque las palabras querían decir mucho más, y convocamos a quince extraordinarios autores que colaboraron con obra inédita, como una forma de impulsar no sólo la escritura breve, sino también el talento literario recién descubierto.

Agradecemos a Cecilia Eudave, Paola Sandoval, Natalia López Madrueño, Mónica Arreola, Jorge Orendáin, Paola Vázquez, Iordan Montes y a cada uno de los autores invitados que apadrinan a los ganadores de este certamen, por todas sus aportaciones para la producción de este libro.

Deseamos que la escritura y la lectura no se detengan, que pase pronto la incertidumbre y que estas minificciones nos recuerden que más allá del mundo distópico en que ahora vivimos se encuentra la certeza de que juntos cambiare-mos de página y, tarde o temprano, contaremos otra historia.

13

Antes de todo

¡Oh, vosotroslos que entráis—a leer en cuarentena— abandonad toda esperanza!

Bienvenido a este Apocalipsis de bolsillo en el que los reflejos asesinan y la zozobra está en libertad, aquí, te adaptas o mueres: de angustia, de pánico, de hambre, o por el siniestro aleteo de un murciélago que puso en jaque a la humanidad del otro lado del mundo.

No soportarás las voces de las encerradas vivas, las que se sacrifican y mar-chitan en espiral, ni los diálogos a una sola voz de la otredad, que le dan una vuelta de tuerca a la imaginación en los lindes del encierro y la locura.

Aquí, el Edén ya no es mito porque está en el rincón de la casa de un hombre que juega, que amenaza con ser Dios, él, vulgarmente nos ha reseteado y nos ha puesto de vuelta frente a un distópico destino, con acidez de buena gana en pe-queñas dosis, las suficientes para asimilar que la Muerte ni siquiera es un escape tranquilo o esperanzador, porque ella está más preocupada por bajar de peso.

Y ya mejor ni te digo de los fantasmas, irredentos chocarreros que con sus murmullos nos recuerdan que no estamos solos en esta travesía y que tiempos pasados, en cuestión de pandemias, siempre fueron mejores.

Si tienes abuela, escúchala y no la ignores, su voz en este naufragio es el faro que da claridad con sus ideas frescas y longevas experiencias, o la que te advierte que algo huele a quemado en estos días de azufre en las paredes.

Lamentablemente, no hay Virgilio que te acompañe, él también se infectó.

Paola Sandoval

17

Antes

Ana María Shua

—¡Antes era todo tan lindo, mi corazón! —dijo la abuela— Salía el arco iris todos los días, aunque no lloviera. Cuando nevaba, los copos tenían gusto a helado de vainilla. Nadie se enfermaba. Los árboles daban unas frutas tornaso-ladas, de sabor delicioso, que no costaban nada y bastaban para alimentarnos a todos sin necesidad de trabajar. Podían cambiar el sabor y la consistencia según tus ganas. ¿Te imaginas una fruta con el sabor y la textura de un pollo al horno? ¡Qué delicia! Yo era una jovencita muy parecida a ti, graciosa y delgada, pero tenía la piel verde y los ojos de color naranja. Podía ganarle una carrera a un leopardo y saltaba más alto y más lejos que un canguro. La gente andaba con la cara descubierta y se abrazaba por las calles. Cuando llovía, todos salíamos a bailar debajo del agua tibia, que no mojaba la ropa. El cielo estaba tan cerca que una persona grande, estirándose en puntas de pie, podía tocarlo con la mano. Era casi transparente y un poco húmedo. Los edificios altos se metían en el cielo, que los rodeaba de azul y a veces entraba por las ventanas, dejando un perfume a jazmín. Los nietos iban a la casa de sus abuelos. Por las noches la gente se reunía en los parques para recitar las poesías que habían compuesto durante el día, echándose el aliento unos a otros. Los niños habíamos inventado una trampa para atrapar estrellas fugaces y una vez…

—Basta ya, mujer, que va estallar el teléfono de tantas mentiras que le estás diciendo a esa niña.

—¡No le hagas caso, abuelita, sigue contándome cómo era todo antes del confinamiento!

18

Un jardín del edén

Efraím Blanco

Comencé el pequeño jardín en casa por ocio. Un pasto verde crecía con el sol del día a día y nada podía darme más paz que llegar a casa, observar aquel panorama en el patio trasero y perderme en su diminuto bosque. Aquel oasis era como una imitación del mundo real que me hacía sentir que escapaba a mi propio